18 febrero, 2015

Biodanza: danza de la vida

En Biodanza aprendemos a soltar el cuerpo y dejarlo que se exprese libremente siguiendo el ritmo de la música. No es necesario saber bailar, solo tienes que estar atento en tu aquí y ahora.

Los movimientos pueden ser lentos, rítmicos y suaves, en forma de acariciamiento sensitivos, afectivos e integrativos ….

Es reeducación afectiva, ya que aprendemos a establecer vínculos con otras personas.

Aprendemos a integrarnos con el grupo.

Las vivencias en Biodanza, están orientadas, a estimular los potenciales de Vitalidad, Sexualidad, Creatividad, Afectividad y Trascendencia, denominados Líneas de Vivencia.

También en la práctica cotidiana, se manejan definiciones más informales y parciales, como la siguiente:

Biodanza es un sistema de integración que favorece el desarrollo humano a través de vivencias armonizadoras permitiendo reencontrar la alegría y el placer de vivir. Cada uno de nosotros a través de la música, el movimiento y ejercicios de comunicación en grupo, tiene la posibilidad de recuperar la capacidad de sentir y maravillarse con la vida.

En Biodanza, el camino hacia la salud (estamos refiriéndonos a un bienestar y a un caudal de energía y vitalidad elevados no sólo a la ausencia de enfermedades o síntomas) se transita mediante la expresión de nuestro potencial genético.

Técnicas energéticas.
Acerca de Pury del Valle
Soy Consultora de Feng Shui y ofrezco mis servicios para acompañarte a buscar la armonia en tu hogar, tu negocio, oficina y en tu vida. Amo la naturaleza, amo el aire que respiro, el sol que nos alumbra, cada célula, cada energía que vibra en constante interacción.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *