Principios de la Cosmovisión andina

16 enero, 2018

Principios de la Cosmovisión andina

En Perú como os podéis imaginar llueve muchísimo en los meses de enero y febrero y marzo.
Se pasan los días con lluvia, de allí que tengan tanto colorido en sus montañas y sus atuendos.

Los Quechuas que viven en las altas montañas de los andes, prácticamente aislados, en sus campos, o parcelas, ya que al ser zona montañosa no pueden tener grandes extensiones.

Ellos trabajan la tierra, se guían por el ciclo de la luna para sembrar y del Sol para recoger.Viven en plena armonía y equilibrio con los ciclos de la Pacha-Mama. Es toda una cosmovisión de los andes, llamada también andina en la que tienen 13 principios:

1. Suma Manq’aña: saber comer, saber alimentarse equilibradamente.

Recogen los mejores frutos en cada Luna Nueva.

En el ciclo solar, el Solsticio de invierno, ayunan 5 días. Dos dias antes y dos días después. Se le conoce como el Willka Ura.

2. Suma Umaña: Saber beber.

Antes de beber se inicia con la ch’alla, dando de beber a la Pachamama, a los achochillas, a las awichas. Beber, tomar, ch’allar completarse (chuymar montaña, chuymat apsuña, chuymat sartaña jawirjam sarantañataki) entrar al corazón, sacar del corazón y emerger del corazón para fluir y caminar como el río.

3. Suma Thokoña: Saber danzar.

Entrar en relación y conexión cosmotelúrica, toda actividad debe realizarse con dimensión espiritual.

Danzar al sonido del tambor, de la quena o de cualquier otro instrumento.

 4. Suma Ikiña: Saber dormir.

Se tiene que dormir dos días, es decir dormir antes de la media noche, para tener las dos energías; la de la noche y la de la mañana del día siguiente, la energía de dos días.

En el hemisferio sur se tiene que dormir la cabeza al norte, los pies al sur, en el hemisferio norte la cabeza al sur y los pies al norte.

5. Suma Irnakaña: Saber trabajar.

Para los Quechuas, el trabajo no es sufrimiento. Ellos realizan sus actividades cotidianas con alegría y  con intensa pasión. (Sinti pacha).

6. Suma Lupiña: Saber meditar.

Entrar en un proceso de introspección. El silencio equilibra y armoniza, por lo tanto el equilibrio se restablece a través del silencio de uno (Amiki) y se conecta al equilibrio y silencio del entorno, el silencio de uno, se conecta con el silencio del entorno (Ch’uju) y como consecuencia de esta interacción y complementación emerge la calma y la tranquilidad.

7. Suma Amuyaña: Saber pensar.

Es la reflexión, no sólo desde lo racional sino desde el sentir; uno de los principios aymaras nos dice: jan piq armt’asa chuman thakip saranlañani (sin perder la razón caminemos la senda del corazón).

8. Suma Munaña, Munayasiña: Saber amar y ser amado.

el proceso complementario warmi chacha, el respeto a todo lo que existe genera la relación armónica.

9.  Suma Ist’ aña: Saber escuchar.

En aymara ist’aña no sólo es escuchar con los oídos; es percibir, sentir, escuchar con todo nuestro cuerpo; si todo vive, todo habla también.

 10. Suma Aruskipaña: Hablar bien.

Antes de hablar hay que sentir y pensar bien, hablar bien significa hablar para construir, para alentar, para aportar, recordemos que todo lo que hablamos se escribe en los corazones de quienes lo escuchan, a veces es difícil borrar el efecto de algunas palabras; es por eso que hay que hablar bien.

11. Suma Samkasiña: Saber soñar.

Partimos del principio de que todo empieza desde el sueño, por lo tanto el sueño es el inicio de la realidad. A través del sueño percibimos la vida. Soñar es proyectar la vida.

12. Suma Sarnaqaña: Saber caminar.

No existe el cansancio para quien sabe caminar. Debemos estar conscientes de que uno nunca camina solo; caminamos con el viento, caminamos con la Madre Tierra, caminamos con el Padre Sol, caminamos con la Madre Luna, caminamos con los ancestros y con muchos otros seres.

13. Suma Churaña, suma Katukaña: Saber dar y saber recibir.

Reconocer que la vida es la conjunción de muchos seres y muchas fuerzas. En la vida todo fluye: recibimos y damos; la interacción de las dos fuerzas genera vida. Hay que saber dar con bendición, saber dar agradeciendo por todo lo que recibimos. Agradecer es saber recibir; recibir el brillo del Padre Sol, la fuerza de la Madre Tierra, fluir como la Madre Agua y todo lo que la vida nos da.

Sharing is caring! Es una palabra Quechua que significa: Compartir es demostrar interés.

 

General, Terapias energéticas. ,
2 comentarios
  1. Muy interesante todo lo que comentas sobre la cosmovisión Andina y me permito añadir a tu comentario que Los Quechuas tienen una fuerte visión hacia el trabajo comunitario hecho con la aportación de todos y cada uno de los pobladores de sus pueblos transmitiéndose de generación a generación y participando en la construcción del bien común. prueba de ello les pongo este enlace la construcción de un puente Inca. https://www.youtube.com/watch?v=CH1-wmKD76I

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *